Estilo De Vida Minimalista | Mamá Minimalista
16035
single,single-post,postid-16035,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode-theme-ver-7.9,wpb-js-composer js-comp-ver-4.9.1,vc_responsive
16684068_10158313171745249_7389192808888311812_n

10 Feb Mamá Minimalista

Por varios años fui mamá soltera, y trataba de balancear mi tiempo entre el trabajo, la universidad, mi hija, la casa, actividades espirituales, malabares, baile, familia y espacios para mí… Y en medio de todas esas actividades, el tiempo nunca era suficiente. Dormía poco y mi casa estaba llena de juguetes por todas partes.

Por mucho tiempo creí que ese era el estilo de vida de una madre. Por más que soñaba con un espacio tranquilo y acogedor para descansar, me tomaba mucho tiempo crearlo y a mi hija tan solo unos minutos en transformarlo.

De haber sabido que era tan sencillo!!

No consistía en dedicar más tiempo a acomodar, ni en adquirir muebles donde guardarlo todo. La forma en que logré (y mantengo) un hogar acogedor fue dejando sólo aquello que de verdad necesito o me inspira, fue optando por un Estilo de Vida Minimalista.

Pareciera constradictorio, ya que tanto la vida en familia como el minimalismo están rodeados de muchos estereotipos, pero si te permites ver más allá de ellos, encontrarás una armonía que no creías posible en un hogar con niñ@s.

Además, le estarás brindando a tus hijos un espacio y tiempo para estar con ellos, donde no vivirán privados de juguetes, por el contrario, tendrán los suficientes pero aún más importante, aprenderán a aprovecharlos.

No se trata de deshacernos de cosas y ya, se trata de trazar metas y vivir una vida con significado. Aquellas cosas que necesitamos para alcanzar nuestras metas, o que nos inspiran a seguir avanzando, son las cosas que mantenemos, el resto es carga innecesaria que desvía nuestra mirada y atención.

Si aún no logré captar tu atención, permíteme compartir algunos de los beneficios que me ha brindado este estilo de vida:

Orden

Creo que a todos (o por lo menos a la mayoría) nos gusta el orden, aunque no necesariamente nos guste limpiar.

Suena hasta ridículo decirlo, pero es así de sencillo. Cuando tienes menos cosas, todo se mantiene ordenado por más tiempo y cuando se llega a desordenar, es muy rápido y sencillo devolverlo todo a su sitio. Lo que se traduce en más tiempo!

Tiempo

Como madre dedicaba gran parte de mi tiempo en actividades relacionadas al hogar. Los dos hoyos negros de tiempo (en mi caso) eran la cocina y las cosas de mi hija. Y lo peor de todo es que sin importar cuánto tiempo le dedicaba, no parecía mantenerse como me hubiera gustado.

Con el Minimalismo de verdad he logrado enfocarme en aquello que verdaderamente es importante para mí. Ahora puedo dedicarle tiempo a mi hija, a mi pareja, mi familia y a mí misma!

Es difícil sacar tiempo para una misma, y cuando se logra suele estar rodeado de culpa por no pasarlo con nuestros hijos. Gracias al Minimalismo tengo más tiempo, así que cuando hago algo por y para mí, lo hago con gran tranquilidad y con un aire de triunfo, porque es tiempo que no le estoy quitando a nadie, por el contrario, me llena plenamente para continuar con el día a día.

Paz

Cuando tu casa se encuentra ordenada y los espacios depejados, te inunda una sensación placentera y es mucho más sencillo vivir en paz.

Recuerda que nuestros espacios son una construcción nuestra, en cierto sentido son una extensión o reflejo de nosotros mismos. Es un buen momento para ver tu entorno y preguntarte ¿Está mi hogar verdaderamente reflejando mi esencia?

El mantener un espacio despejado y que inspire paz es la mejor forma de calmar una mente inquieta. Hay infinidad de técnicas para depurar, encuentra aquella o aquellas con la que te sientas cómoda y permite que tu esencia se refleje en tu hogar.

Salud

En mi casa los tres (mi esposo, mi hija y yo) somos alérgicos al polvo y la humedad. Tener menos cosas ha facilitado enormemente mantener el polvo fuera de nuestras vidas, lo que nos ha dado mayor calidad de vida.

Cuando se tienen pocas cosas, suelen mantenerse en uso regular, por lo que además de que cada cosa se aprovecha, no llega a guardar polvo ni humedad y resulta genial para los alérgicos.

Podría seguir hablando sobre los beneficios por días, sobran razones para seguir este estilo de vida cuando eres madre. A pesar de que parezca contradictorio, en realidad siento que ha sido la clave para poder disfrutar de mi maternidad y no perderme en el camino.

En la actualidad, tenemos niños que están creciendo sin una guía ni compañía, a los que se ven crecer de lejos porque como madres y padres, tratamos de trabajar duro para ofrecerles las mejores oportunidades que podamos. Y se nos olvida que lo que más necesitan es de nosotros.

El Minimalismo te ofrece esta posibilidad. De administrar tu hogar eficientemente, trabajar, estudiar, seguir tus sueños y tener tiempo para dedicar a tus hijos.

Hace unas semanas me contactó Pedro Castro de La Vida Minimal para realizarme una entrevista para su podcast que toca este tema de la maternidad y el minimalismo, si deseas escucharla Acá te dejo la entrevista.

El Minimalismo ha sido un hermoso camino que me ha permitido volver la vista a mí misma y a mi familia, y revalorar lo que es importante para mí y para nosotros.

Te invito a acompañarnos!

Sin Comentarios

Publique un Comentario